Escuela en el Hogar

¿Por qué voy a educar a mis hijos en el hogar?

septiembre 19, 2010
Pin It

Académico

Una de las razones por las cuales mi esposo y yo hemos decidido educar a nuestros hijos en el hogar es por el aspecto académico. Esto es muy importante para nosotros. Y al estar en posición de escoger cuidadosamente como cada uno de mis hijos aprenderá cada materia, me da la ventaja de poder escoger absolutamente el mejor método de impartirlo, los mejores libros y recursos, etc.

Carácter

Y aunque lo académico es increíblemente crucial, la segunda razón es mucho más importante que la primera: la formación de su carácter. Hace una gran diferencia tener a mis hijos en mi hogar durante los años de formación de sus personalidades, gustos, convicciones y opiniones. Mi esposo y yo somos los responsables de ofrecerle a la comunidad ciudadanos responsables, temerosos de Dios que trabajan duro y con integridad (algo escaso en estos tiempos). La vida hogareña ofrece al pequeño ser viviente de un ambiente ideal para formar un carácter sólido. Es un mito que los niños necesitan ‘socializar’ con otros seres iguales a ellos de inmaduros, ignorantes e insensatos. Las personas que ellos realmente necesitan para desarrollar una vida social sana son las personas que Dios ya les dió: su papa y su mama, y en muchos casos, otros hermanos y/o hermanas.

Reitero, siendo el aspecto académico de suma importancia, no voy a permitir que nada me haga divagar de lo más importante: la formación de carácter. Prefiero fracasar en cualquier otra cosa en la vida, menos en la formación del carácter de mis hijos, según la voluntad de Dios.

Una Verdadera Diferencia

La tercera razón por la cual vamos a educar a nuestros hijos en el hogar es de igual importancia que la segunda: estamos entrenando personas fuertes y valientes que van hacer la diferencia en el mundo. Rehúso caer en el engaño que mi trabajo como madre es de darles ‘lo mejor’ a mis hijos para que ellos puedan salir adelante en la vida. Sería absurdo invertir tanto en la vida de ellos para que al final escojan vivir para ellos solos. No estoy diciendo que no quiero que sean exitosos. De lo contrario, quiero que sean más que exitosos. Quiero que sean valientes. Fuertes. Determinados. De convicción. Que sepan distinguir los tiempos y actuar según tales. Que entiendan el plan de Dios para la humanidad y que sepan cual es su papel en él.

Cuando Existe Controversia

Esta tarea de educar a mis hijos en el hogar no es fácil (en mi opinión, a la larga es más fácil que cualquier otra opción). Estoy bien consciente que el escribir esto me gana la desaprobación de muchas personas. También se que a lo largo de mi trayectoria voy a tener ojos críticos esperando que tropiece o fracase. Lo que realmente me concierne es que un día me voy a parar frente al Dios todopoderoso y le voy a rendir cuentas. Lo que le quiero decir es, “hice los mejor que pude para entrenar estos guerreros tuyos.”

Por eso no siento que le debo explicación a los que se me oponen o critican, o a los gobiernos socialistas/liberales o a cualquier otra persona que le moleste mi intención de tratar de hacer lo mejor con los regalos mas preciosos que Dios me dio, mis hijos.

Cuando mis hijos hayan crecido y se hayan ido, lo que verdaderamente me hará feliz es que amen al Señor con todo su corazón, amen el aprender, y tengan buenos recuerdos de su infancia. Prefiero disfrutar de ellos y enseñarles a amar a Jesús, que tener hijos brillantes con todo tipo de honores académicos. La sabiduría ante los ojos del hombre no se puede comparar con la sabiduría que viene de lo alto. ~Crystal Paine, Educadora en el hogar, madre de 3

Nota para la madres que tienen a sus hijos en escuelas privadas o públicas:

Este artículo no es para menospreciar las decisiones de familias que no escogen Escuela en el Hogar. Este artículo es para animar a las madres que actualmente educan a sus hijos en el hogar o que lo estan considerando.

De igual manera, si tus hijos salen del hogar para recibir su educación, con mucha más dedicación y esfuerzo tienes que cumplir con tu responsabilidad de formar a tus hijos segun las verdades de Dios. Algunas veces, esto implicará deshacer los ideales y filosofías que enseñan las escuelas. Y aunque tus hijos esten en una escuela ‘Cristiana’ tienes la misma responsabilidad de estar pendiente de lo que aprenden y como se desarrollan. Yo fui a un colegio Cristiano, y la diferenca era muy obvia en los estudantes que tenian padres que los estaban criando como manda la Biblia, y los que tenian padres que pensaban que la iglesia o la escuela harian el trabajo que les correspondía a ellos.

 

Foto por  jimmiehomeschoolmom

Related Posts with Thumbnails

Comments

comments

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply