Adolescentes, Niños, Para Madres

Nuestros Hijos y La Biblia

septiembre 28, 2015
Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios.
Pin It

Toda madre desea que sus hijos crezcan leyendo la Palabra de Dios. Pero es normal que en el algún momento, algún hijo no la quiere leer o que a otro le cueste mucho desarrollar esa práctica. Es normal. Así que yo lo estoy esperando y me estoy preparando para ello.

Yo quiero animar a tus hijos con mi ejemplo primero. Quiero que me miren inquiriendo sabiduría en mi Biblia. Muchas veces les comparto lo que Dios me dice. También aprovecho cualquier situación cotidiana del día para llevarlos a algún principio Bíblico.

Mi esposo y yo nos hemos propuesto a crear el ambiente para que cada hijo que sabe leer, lea la Biblia todos los días. Estamos convencidos que las mismas Escrituras crearán ese deseo y sed por leer más, aprender más, inquirir más del Señor. Es un momento muy especial para cada padre y madre llegar ahí, pero toma firmeza, perseverancia y gozo de parte de los padres.

Dios le quiere hablar a mis hijos.

Dios quiere una relación personal con ellos. Dios quiere transformar sus corazones. Los quiere llamar. Si mis hijos están atentos a la Palabra de Dios, ellos podrán responder pero ellos mismos, “Heme aquí, Señor. Habla, tu siervo escucha.”

Related Posts with Thumbnails

Comments

comments

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply