Ejecutiva del Hogar, Feature, Para Madres

Nuestros hombres y los deberes del hogar

noviembre 10, 2015
Nuestros hijos en casa
Pin It

Este mes estoy contestando preguntas de lectoras en vivo vía Periscope sobre la ORGANIZACIÓN de tu día, tu hogar y tu vida. Aquí hay una pregunta muy importante. ¡Espero te ayude a ti también!

PREGUNTA: Deseo entrenar a mis hijos varones a brindar aporte en los oficios de casa. Pero esto va  en contra de la corriente de una ideología fuerte de muchos países latinoamericanos la cual dice que los hombres no deben ayudar en el hogar.


Desear que tus hijos varones ayuden con los quehaceres de la casa no solo es una buena idea, sino que una responsabilidad que cada madre debe tomar con toda seriedad. El éxito en el futuro de tus hijos depende mucho de su entrenamiento y servicio en casa. Así que si quieres tener la paz y tranquilidad de que tus hijos van a triunfar en sus vidas como adultos, comienza a cultivar un espíritu de servicio, ayuda al prójimo y trabajo duro en el hogar.

Ahora bien, muchos (¡demasiados!) hombres han crecido con una idea errónea que dice que el hombre no puede involucrarse en el mantenimiento del hogar, como ser la limpieza, la cocina, etc. Tristemente, muchos hombres crecieron así, y sin tener alguna sólida razón para ello, continúan con la tradición sin considerar el efecto desastroso y negativo que esto crea para no solo el futuro de su hijo, sino a la futura generación y sociedad.

Si no estamos contentas con nuestros gobiernos, con la economía de nuestros países y con las altas tazas de desempleo, entonces hagamos algo al respecto hoy. Entrenemos a nuestros hijos a trabajar duro en el hogar. Es una bendición trabajar, no es un castigo. El sexo de la persona no hace excepción en cuanto a quién hace qué cosas en casa. Todas las personas que viven en casa y que comen ahí deben ayudar en su mantenimiento y cuidado.

Qué hacer cuando tu esposo no piensa así

  • Comienza orando mucho por tu esposo. No te desalientes. No de te des por vencida rápido. Dios quiere hacer su trabajo en tu esposo. Espera en Dios.
  • Luego agarra tu Biblia y haz un estudio profundo sobre lo que Dios dice sobre el trabajo que los hombres pueden hacer y que cosas no pueden hacer. Estudia sobre el rol de la mujer en el hogar y sobre el hombre en el hogar. (Ayuda: encontrarás que Jesus cocinaba para sus discípulos y limpiaba los pies de sus amigos, un trabajo reservado para ‘las empleadas domésticas’ de la casa).
  • Cuando tengas una fuerte convicción bíblica sobre este tema, pídele a tu esposo un tiempo para platicar con él. Asegúrate de venir con una actitud de respeto, no de confrontación. Afirma tu compromiso de apoyarlo en su liderazgo en casa y comparte lo que Dios te ha dicho sobre le tema.

Sé paciente y dale tiempo para digiera la nueva información. Ideas que han sido fomentadas por tanto tiempo no son tan fáciles de cambiar.

Sé valiente. Hazlo por tus hijos y tus nietos. Ayuda a brindarles un mejor futuro a las generaciones venideras. Tenemos mucha responsabilidad. Si buscamos la guía y sabiduría de Dios, cosas maravillosas pueden suceder en nuestra sociedad.

Related Posts with Thumbnails

Comments

comments

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply